Cocina libanesa

Los platos que ofrecemos tienen como referente tanto la gastronomía marroquí como la libanesa. La base de los platos de la cocina libanesa suele ser el empleo de cereales y legumbres, pudiéndose repetir en muchos platos los mismos ingredientes pero con distintas formas de preparación. Se emplean los yogures, quesos, pepinos, guisantes, tomates, las berenjenas, nueces y el sésamo en todas sus formas bien sea en semillas, en pasta o aceite.  [leer más + ]

tabule1

Cocina marroquí

En cambio, la cocina tradicional marroquí comparte muchos elementos en común con la cocina mediterránea y por esta razón abundan las verduras. Cabe destacar la presencia de frutos secos (en especial los dátiles) así como el uso de las aceitunas. Las especias son un componente fundamental en la cocina árabe mediterránea, el comino, el jengibre, la cúrcuma, la canela, la pimienta negra, el pimentón, el sésamo, el coriandro, el azafrán y la menta son empleados frecuentemente. Esta fusión gastronómica se refleja en nuestra carta ofreciendo la Pastela, el cuscus, el tagín como platos marroquís, y el hummus, el mutabel y los falafel entre otros como representación de la gastronomía libanesa. [leer más + ]

cuscus-carne